sábado, 16 de abril de 2011

Un día por el Camino

Aprovechando un día de descanso y con mi amigo Jose Carlos marchamos a hacer un recorrido por el Camino. Haciendo fotos con una nueva cámara, descubriendo lugares y personas. Charlando con cuantos pudimos. Unas fotos de recuerdo.

Primera parada en Astorga, su preciosa catedral, a callejear y tomar café antes de continuar hacia el Bierzo.

Paramos en Cacabelos, en la Moncloa de San Lázaro a tomar un chato para que Jose Carlos lo conociera; lo tienen muy bonito. Después paseamos por las calles hasta el Santuario de la Quinta Angustia. Encontramos el albergue cerrado y un buen grupo de peregrinos que tenían que continuar su marcha.

La siguiente parada fue en Villafranca del Bierzo para que Jose conociera la Iglesia de Santiago y los albergues que a su lado.
Entramos en el de Jato, Ave Fénix, nos invitaron a tomar un chato y charlamos un rato con el hospitalero y algunos peregrinos.
http://www.albergueavefenix.com/

Callejeamos por Villafranca; parando ante la casa del escultor Nogueira con su curiosa decoración exterior.

Seguimos recorriendo la villa, haciendo fotos y visitando lugares estupendos. Nos quedamos a comer en El Padrino, que a tantos peregrinos ha servido la mar de bien. Me vinieron a la cabeza unos cuantos recuerdos de las veces que he pasado haciendo el Camino de Santiago.

Por la tarde continuamos ruta parando en Ambasmestas a conocer el albergue Das Animas y a su propietario, con el que estuvimos charlando un rato sobre el Camino y sus cosas. Un lugar muy acogedor y agradable.
http://www.dasanimas.com/

Siguiente parada en Las Herrerías, en Casa Polín, a tomar café. La tarde era muy calurosa para estas fechas del año.

No podía faltar la visita al Santuario de Santa María del Cebrero, el recuerdo a Elias Valiña. Y que Jose conociera el albergue de peregrinos. Estuvimos un buen rato por el pueblo antes de volver hacia León.

De regreso paramos en Manjarín, no estaba Tomás pero charlamos un poco con el atareado hospitalero. Después en la Cruz de Fierro a tomar el fresco; después de tan caluroso día se agradecía la liviana brisa del puerto.

En vez de volver de tirón a León paramos en Rabanal del Camino, en el Albergue del Pilar, a tomar algo y charlar con su propietaria. Nos enseñó un truco que se está haciendo popular en los pueblos para que los perros no meen en las puertas de casa.
http://caminodesantiago.consumer.es/albergue-de-nuestra-senora-del-pilar

¡Colocando botellas de plástico llenas de agua en los rincones donde van a mear!

No hay comentarios:

Publicar un comentario