miércoles, 29 de mayo de 2013

Campo de Santiago, Viejo Camino de Santiago por la montaña.

Os invito a conocer un precioso lugar del Viejo Camino de Santiago por la Montaña.

El domingo pasado, aprovechando el XVII Encuentro de Montañeros Leoneses, volví una vez más al Campo de Santiago. Perteneciente a Fasgar, Omaña, es un valle glaciar con unas preciosas praderas alpinas y unas vistas a las montañas del Macizo del Catoute impresionantes.
Es el punto mas alto del Viejo Camino de Santiago por la montaña, el que utilizaron los peregrinos, durante siglos, hasta que se popularizó el Camino Francés. Y quiero que conozcáis este precioso lugar.
El Collado de Santiago tiene 1.640 metros de altitud, así pues solo se podía pasar cuando la primavera estaba bien entrada y el sol hacia retirarse a la nieve a las mas altas cotas. Como en estos días presentes.
Pero bajemos al Campo para conocerlo mejor.



Durante millones de años un glaciar estuvo erosionando este precioso valle; al retirarse dejó unas estupendas praderas que aprovechan para pastar ganados de vacas, caballos, y ovejas, en cuanto la nieve se retira.
Un lugar plácido lejos del mundanal ruido y donde no hay cobertura de ningún tipo.

Sobre una pequeña fuente edificaron, hace más de 1.000 años, una ermita dedicada a Santiago Apóstol. Unos dicen que fue levantada en memoria de una batalla contra los mahometanos para defender estas murias asturianas, allá en los tiempos de Alfonso II El Casto; y que el propio Patrón de las Españas se apareció sobre un caballo blanco para defender a los cristianos y poner en fuga a los de Mahoma.
Otros opinan que es debida a que por aquí pasaba el Viejo Camino a Compostela que seguía la línea fronteriza de la Cordillera Cantábrica, en los tiempos del Reino de Asturias y después en los primeros tiempos del Reino de León.
Pues el conocido Camino Francés no fue transitable apenas hasta los tiempos de Fernando II y Alfonso VII que consiguieron llevar la frontera a la Cordillera Central y Toledo respectivamente.
Pero acompañarme en la bajada por el encajonado Valle Cebolledo hacia Colinas del Campo de Martín Moro Toledano; el primer pueblo del Bierzo que pisaremos siguiendo este antiguo y desconocido Camino de Santiago.

Siguiendo las flechas amarillas iremos descendiendo a la vera del río Boeza. No hay pérdida posible. Es un valle cerrado y en curva. El desnivel desde el Campo de Santiago hasta Colinas es de más de 400 metros; así que tomarlo con calma y disfrutar del paisaje.

En algunos tramos hay que cruzar sobre el río Boeza o alguno de los arroyos que bajan de la montaña. Las gentes de Colinas del Campo tienen que reconstruir casi todos los años los puentes que alguna riada se ha llevado por delante.


Es una maravilla natural y me gustaría que conocierais personalmente este valle. Tiras docenas y docenas de fotos y no te cansas de admirar este rincón del Viejo Camino de Santiago.
En muchos tramos caminas a la par del río y todo invita a descalzarse y meter los pies en sus prodigiosas aguas.
Mejor que sea en verano; ahora bajan tan frías que hasta las truchas usan bufanda y calcetines.

Nueve kilómetros mas abajo del Collado de Santiago llegamos a Colinas del Campo de Martín Moro Toledano. Tiene tela el nombre del pueblo berciano. Al parecer el tal Martín fue uno de los primeros mozárabes que huyó del Califato para repoblar estas montañas, allá en los tiempos del Rey Mauregato, y el pueblo recibe su nombre.
Hay casas rurales por si queréis quedaros a pernoctar:
http://www.colinasdelcampo.com/gortina.html
http://www.colinasdelcampo.com/trallera.html
http://www.colinasdelcampo.com/aurora.html
Y además una de alquiler. Podéis comer, estupendamente, en el restaurante La Cantina; y a mayores tenéis el bar. Visitar este enlace para que os hagáis una idea de lo que es entrar en El Bierzo por el Viejo Camino de Santiago por la montaña.
Colinas del Campo de Martín Moro Toledano

Como fue aprovechando el Encuentro de Montañeros Leoneses que tuve la oportunidad de regresar al Campo de Santiago os hablaré un poco del tema. En la foto José Buzzi, que nuestro delegado de la Federación de Deportes de Montaña de Castilla y León. La organización del evento de este año fue a cargo del Club Deportivo Peña de Montañeros Gistredo, de Bembibre; y de su mano os guiaré hacia el festejo al que nos convidaron.
¡Sí! Es para echarse las manos a la cabeza; porque cuando los del Bierzo preparan festejo: es que hay festejo.

Primero: raciones de empanada y chorizo recién frito acompañadas de todo el refresco y vino del Bierzo que seas capaz de trasegar.
¿Y se puede repetir? ¿Usted es foráneo? Aquí se repite y tripite; hasta que se agote el convite.

Y como de la panza nace la danza, y habiendo gaitas no hay quien pare sentado: ¡Todos a danzare y danzare, que el mundo se terminare! O algo así decía mi abuela; que en paz descanse.

Alguno había que subía por las paredes como si todavía tuviera 18 años. ¡Baja de ahí, Batman, que las chicas quieren bailar!


Os dejo un vídeo con la despedida de la Banda de Gaitas de Bembibre, León.
Y ya sabéis: Animaros a descubrir el Viejo Camino de Santiago por la montaña, ¡Os llevaréis sorpresas increíbles!

No hay comentarios:

Publicar un comentario