viernes, 29 de noviembre de 2013

Poema en cometa


Poema en cometa

Todos los días tengo sabor de arena en la boca
pero esta noche se funde un cometa
con el alma del sol,
no soy más que una bestia acorralada
oliendo a grasa y sudor
pero esta noche un cometa
dejará su frío encanto en el cálido regazo
de una amorosa estrella ávida de fulgor
y ¿Quién sabe?
tal vez nazca algo nuevo de su unión.
Polvo y arena, grasa y sudor,

pero esta noche algo extraño sucedió. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario