domingo, 25 de abril de 2021

Prospectivas asombrosas, Prospectiva Nº 16

 


Prospectiva Nº 16


Por darle una línea de salida a esta película de si-fi maravillosa (risas) se preveen en las próximas decadas una serie de cambios genéticos (unos serán logrados mediante productos experimentales ARN, otros por estrés de la raza ante los eventos por suceder) que lograrían unos jóvenes mejor adaptados a la vida en el planeta; pero estamos hablando de aquí a veinte años, ¡como mínimo! Pues extender ese tipo de cambios, y que sean homogéneos, a una población de miles de millones de seres humanos repartidos por toda la superficie del planeta seria una tarea improba. O eventos máximos.


Los españoles tenemos el recuerdo de la Real Expedición Filantrópica de la Vacuna, la gran obra del médico Francisco Javier Balmis Berenguer, que libró a millones y millones de personas de aquella plaga mortífera en el siglo XVIII. Como estamos actuando, hoy día, tal que pollos sin cabeza me parece que esos cambios genéticos serán puramente cosméticos; eso sí: las chicas serán muy altas y guapas. Besines les envío.

Se intuye que podrían suceder una serie de actos presenciales (apariciones mariánicas) de los más variados y procelosos vecinos estelares para que los terrícolas actuales vayamos aceptando la realidad de que no estamos solos en el universo. Y nunca lo estuvo ser alguno.


También es posible que sucedan descubrimientos arqueológicos sorprendentes, incluso de civilizaciones antediluvianas. Pero también es algo que sucederá a largo plazo, con mucho tiento, e intentando evitar fantasmadas tipo New Age. ¿Lo recuerdan?



Meditar con piedras, comer hongos en crudo, hacerse veganos, seguir la dieta crudívora o... la de la alcachofa, etc. (Risas) Donde esté el jamón de pata negra... Es que, verá, yo tengo genes de neandertal y por eso se lo digo, que alguna chica me rechazó por ser... cejijunto; coma sano haciendo las cosas con cariño y no lo piense más.


Todos somos transeuntes en tierra extraña, no importa en qué tiempo o lugar: lo somos.


Yo heredé de mi abuelo paterno un sombrero similar. ¿Qué podemos esperar? Cuando me hicieron esta foto (año 1979) no se podia ni soñar que toda esa zona, esas montañas a mis espaldas, serían Reserva de la Biosfera, tal vez algún día Parque Natural, pero es así hasta donde alcanza la vista.

Los Argüellos

Debemos de dejar de seguir jugando a ser los impedidos, las victimas, los sin futuro, las plañideras, una década tras otra. Por cierto: sería mejor contar los años por docenas, pero eso ya lo he contado en otras ocasiones.


El futuro es sorprendente; no se apeguen a las cosas temporales, materiales, y serán felices.

Y con esto despido las prospectivas asombrosas. Otros escritos reclaman mi atención, abur.


No hay comentarios:

Publicar un comentario